Cheerful Hispanic nurse walks in hospital corridor

Estudiar Medicina requiere una real vocación y un fuerte compromiso con la profesión. Te explicamos varios aspectos que te ayudarán a conocer si estás listo para cursar esta carrera.

Son muchas horas de estudio entre libros, prácticas y hospitales, si decides estudiar Medicina. Es un área del saber muy demandante, que requiere de todo tu tiempo y concentración, en tus manos tendrás la vida de tus futuros pacientes. ¿Cómo saber si estás listo para esta carrera?

Preparación para el compromiso. El médico será un eterno estudiante. Todos los días salen a la luz nuevos avances y estudios de los cuales tendrás que estar al tanto para mantenerte actualizado como profesional. En la etapa de estudiante, debes aprender a organizarte de la mejor manera para cumplir con los objetivos académicos que te propongas, recomiendan en el portal Your Med Life y, a la vez, despejarte algún día a la semana con tu familia o amigos. Si tomas a la ligera esta responsabilidad, podrías pasar día y noche estudiando y aun así, fallar con tu compromiso estudiantil.

¿Trabajas en equipo? Es vital que te respondas a ti misma esta pregunta, ya que a lo largo de la carrera y la profesión, trabajar en equipo es fundamental para llevar a cabo tu trabajo, ya que siempre necesitarás de diversas ramas de la medicina para tratar a un paciente, refieren en Omicrono de El Español. Si vas a operar, por ejemplo, necesitarás de la ayuda de un anestesiólogo o de la asistencia de un cirujano. La ayuda siempre faltará y mejor que seas empático con los que te rodean, será clave para llevar una buena relación de equipo.

Sensibilidad controlada. Medicina es una carrera en la que siempre estarás expuesto a enfermedades, tú mismo tendrás que diagnosticarlas por medio de sus síntomas, que muchas veces no serán agradables a la vista, al olfato o al tacto. Tendrás que ser fuerte y controlar tus reacciones ante estos escenarios, ya que los libros son libros, no todo en Medicina es teoría. Si te gana la curiosidad por investigar sobre la cura de un paciente, más allá de la enfermedad que tenga, ¡estás listo para la carrera!

Que no te domine el estrés. Será mucha la carga que sientas al principio de la carrera, pero si aprendes a dominar el estrés a tu favor, no afectará tu rendimiento. Deja que el estrés sea un motor para seguir estudiando y dar lo mejor de ti, pero no permitas que te tire al suelo y te paralice. Toma con calma la carrera, aconsejan en un artículo de Universia, y date tiempo para adaptarte a tu nueva realidad académica.

Investiga sobre la carrera antes de inscribirte. No puedes estudiar Medicina solo porque te gusta lo que has visto en la serie médica Grey’s Anatomy. Conoce realmente en qué consiste la misma, cada área de conocimiento y las ramas de estudio que ofrece y evita las decepciones en el futuro. No curses una carrera por moda, determina realmente qué significa ser médico y descubre si coincide con lo que tú esperas.

Lo más importante antes de estudiar medicina, es que realmente estés seguro del paso que darás hacia tu futuro. Será peor que luego estés saltando de carrera en carrera, intentando encontrar tu verdadera vocación, esa profesión que realmente te satisfaga. ¡Escoge aquello que llene tu alma!